Ir al contenido principal

Importancia de un Ambiente Emocionalmente Seguro

Por Neva Milicic, sicóloga.

Hay lugares en que al entrar se respira tranquilidad, paz y alegría; en otros, se respira tensión, crítica, rechazo y frialdad.

Una niñita de once años le comentaba a su mamá: “Me encanta ir donde mi madrina porque su casa es como calentita, siento que me quieren y que están contentos de verme”.

En su libro “Educar para las emociones, educar para la vida”, la psiquiatra infantil Amanda Céspedes resalta la importancia de los ambientes emocionalmente seguros para que los niños crezcan con confianza en sí mismos y se sientan protegidos emocionalmente.

Ella describe las siguientes características para que este clima de seguridad emocional se dé.

—Sentirse aceptado en forma incondicional. Esta característica que se destaca desde hace décadas como un elemento fundamental en el desarrollo de personalidades sanas es, sin duda, un ingrediente que aporta al niño seguridad emocional.

—Una segunda característica de estos ambientes sería el que los niños se sienten amados en forma explícita. La mayor parte de los padres quieren a sus hijos, pero no siempre saben expresarlo.

Es necesario explicitarlo lo más auténticamente posible, cómo y cuánto se quiere a los hijos para que tengan una sólida base de sustentación afectiva.

—Ser respetado en forma irrestricta. A veces se piensa que por que los niños son pequeños no se afectan tanto cuando se los critica. Ser tratado con respeto es una forma de que el niño aprenda también a tratar bien a los demás.

Presionar excesivamente a un niño para hacer cosas para las cuales no está suficientemente preparado o llamarle la atención en público, especialmente frente a sus amigos, son también formas de no respetarlo.

Además, es necesario respetar sus derechos a jugar, a tener fobia a algún alimento y no obligarlo compulsivamente a comer.

—Recibir cotidianamente reconocimiento y valoración. Como en la infancia se está formando el autoconcepto, los niños necesitan recibir de las personas que le son significativas una valoración positiva de sus acciones, de sus logros y de los esfuerzos que despliegan para aprender.

Todo ello contribuye a que un niño crezca en un ambiente emocionalmente seguro y se perciba visibilizado como una persona competente y capaz.

Para ello, los padres y los adultos a cargo tienen que desarrollar una actitud de centrarse en las fortalezas y virtudes del niño más que en sus carencias o en los problemas que pueda presentar.

Así un niño se sentirá bien tratado y esta experiencia personal le servirá de sustento para convertirse en una persona segura de sí mismo.

—Ser protegido y amparado en toda circunstancia. El niño o la niña debe sentirse cuidado por los adultos que son sus referentes.

En este sentido, la negligencia y el maltrato, por supuesto, son factores absolutamente incompatibles con un ambiente emocionalmente seguro.

En la medida en que los niños no tienen consciencia del riesgo necesitan de los adultos una actitud atenta para desarrollar sus juegos y satisfacer sus necesidades infantiles, para lo cual es necesario prevenir los riesgos.

Quien ha sido cuidado interiorizará la necesidad de cuidarse y aprenderá a cuidar a una nueva generación.

—Ser escuchado y confortado en situaciones emocionalmente difíciles. Los niños con frecuencia atraviesan crisis emocionales, algunas de las cuales son muy evidentes para los adultos a cargo, como cuando se muere su querida mascota; pero hay otras situaciones en que los adultos tienden a minimizar el impacto, como cuando no son invitados a un cumpleaños o se les rompe un juguete.

Son en estas ocasiones cuando necesitan sentirse acogidos y consolados para superar estas situaciones.

Nunca será suficiente insistir en la importancia de aprender a escuchar a los hijos.

Un niño que es escuchado aprenderá que sus padres están disponibles para él o ella y así, cuando esté en un problema grande o pequeño, tendrá confianza en recurrir a ellos, porque se sentirá comprendido.

Pocas cosas hacen sentir más seguro que ser escuchado de manera comprensiva.

Entradas populares de este blog

Semana Santa: Eucaristía de Domingo de Ramos da Inicio a Liturgias en el Colegio

Por César Antonio Campos, periodista Asociación de Padres. La llegada de nuevas familias a nuestro Instituto se notó esta tarde. Papás, mamás, abuelitos y bastantes niños y niñas llegaron entusiasmados para participar en la primera celebración de Semana Santa: la Eucaristía de Domingo de Ramos. El inicio de la celebración se realizó en el hall de entrada con la bendición de los diferentes ramos. El padre rector José Agustín Tapia presidió la liturgia y esparció agua bendita entre todos los asistentes. Muchos estiraron sus brazos en busca de algunas gotas. Luego y en procesión, los fieles ingresaron al salón Eduardo Frei Montalva para continuar con la misa. En la homilía el padre José Agustín destacó la importancia que tiene la Semana Santa para nuestro Instituto, especialmente este año con el aumento de cerca de 200 familias que se integraron. Una de ellas son los Zambrano Julio, quienes se sumaron al 4° básico B y presentaron al Señor el pan y el vino. Miguel y Marta junto

40% de descuento para textos escolares SM

El Directorio de la Asociación de Padres, por segundo año consecutivo, ha gestionado la aplicación de un 40% de descuento en los textos escolares vinculados con la Editorial SM (nivel 1° a 6° básico). La compra de los textos debe ser online a través del sitio de SM, el que actualmente está en proceso de actualización. A diferencia del año pasado, no es necesario retirar un cupón de descuento. Todo es de forma online.     ¿Cómo aplica el descuento para los libros SM? El/la apoderado/a deberá registrarse en la página de SM  www.tiendasm.cl  . Debe señalar el nombre del Instituto e indicar el nombre del estudiante.  VER INSTRUCTIVO   Más informaciones sobre textos, libros y útiles escolares, se encuentra en el comunicado emitido por el Instituto:  http://luiscampino.cl/2020/ 12/29/comunicado-criterios- sobre-textos-escolares-lista- de-utiles-y-aula-virtual-2021/

Diferencias en la Enseñanza de Ayer y de Hoy: "Así No lo Hacemos en el Colegio, Mamá"

Ayudar en las tareas de matemáticas a los hijos puede ser un problema para los padres, porque la terminología cambió. Por Rob Eastaway, The Times. Una niña de 10 años pide que le ayuden a hacer una tarea de matemáticas. ¿Usted podría explicarle algunos conceptos? La mayoría de los adultos ingleses no pasaría esta prueba. Esto, porque los métodos y el lenguaje que se emplean para enseñar matemáticas en la enseñanza básica han cambiado. Y la terminología que se usa hoy para la mayoría de los padres es puro blablá. Este desconocimiento ha producido una barrera comunicacional entre padres e hijos a la que se le ha dado poquísima atención en todo el debate sobre la educación de las matemáticas. Es probable que el nuevo gobierno aborde varios problemas clave en relación con esta asignatura, pero yo sugeriría uno que no se ha tomado en cuenta y que es cada vez más común: las pataletas. Las que se desatan cuando el niño, después de pedir ayuda a un padre, grita: "¡Pero no lo hace